Por: Rafael Blancas / 17 marzo 2018

Ensenada, B.C- Como ya es tradición cada 17 de marzo la iglesia adventista del 7mo día celebra el día mundial de la juventud en donde el objetivo principal es servir a los demás a través de un mensaje de esperanza en diferentes modalidades. Ya sea llevando alimento y prendas de vestir a los necesitados, repartir literatura, orar y cientos de actividades que millones de jóvenes realizaron el pasado 17 de marzo en todo el mundo.

El trabajo misionero es de vital importancia para desarrollar una dependencia de Dios y así salir de la zona de confort.

En cada continente la juventud adventista salió a las calles a testificar de un Dios creador, que ama a todos por igual y que muy pronto vendrá. Este mensaje de urgencia al mundo debe llegar a cada rincón del planeta, y sin duda, la juventud es uno de los elementos que Dios utilizará en los últimos tiempos debido a la fortaleza física y mental que deben desarrollar.

Así fue como en Baja California los cinco municipios recibieron un mensaje de esperanza, de amor y se servicio.

En el puerto de Ensenada los jóvenes visitaron tres puentes de la zona centro en donde las personas sin hogar viven en pequeñas comunidades, algunos han hecho construcciones con pedazos de cartón, madera y otros materiales que recolectan. Fue ahí en donde se repartieron lonches y ropa, además de cantar y orar con ellos.

“Yo tenía esposa e hijos, y hubo un momento en que tuvimos diferencias y nos separamos y yo agarré el camino incorrecto”. Pancho tiene VIH-SIDA

Francisco, a quien de cariño le dicen “pancho”, vive en el puente de la calle segunda, hace 9 años se le detectó VIH-SIDA. “Yo tenía esposa e hijos, y hubo un momento en que tuvimos diferencias y nos separamos y yo agarré el camino incorrecto”. Francisco reconoció que existe el enemigo de Dios que solo busca la maldad y arruinar la vida de las personas. Los jóvenes le obsequiaron el libro “El Poder de la Esperanza”, entonaron cantos y oraron.

Al mismo tiempo, en otro punto de la ciudad, otra comitiva se encontraba obsequiando ropa y despensas en una colonia y  el libro “El poder de la Esperanza”. Los jóvenes colocaron mesas para que las personas eligieran las prendas, además oraban con ellas antes de que se retiraran.

En la zona centro, otros jóvenes caminaron por las calles con pancartas en donde se leían mensajes como: “Jesús murió por ti”, “Dios es amor”, “¿puedo orar por ti?”, “no estás solo Jesús es tu amigo” entre otros mensajes.

Por la tarde, los grupos se reunieron en la zona conocida como Playa Hermosa en donde entonaron cantos para después caminar y seguir repartiendo el libro “El Poder de la Esperanza” y “El Camino a Cristo”, además de orar con quienes aceptaban.

En Lucas 10:2 se registra lo que dijo Jesús: “La mies es mucha y los obreros son pocos; por tanto, rogad al Señor de la mies que envíe obreros a su mies”. Hay mucho trabajo qué hacer en el nombre de Jesús, solo tienes que salir de tu zona de confort y enlistarte en la tarea que Jesús ha encomendado a quienes le aman, de ir y predicar a otros de su amor.

No esperes al próximo 17 de marzo, hoy mismo tú puedes marcar la diferencia en tu comunidad como un fiel seguidor de Cristo a su servicio.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s